La nueva etiqueta de guantes del siglo XXI, editado por Armèlle

«Cuando vistes tus manos con guantes hermosos y cuidadosamente elaborados, notarás este tipo de sentimiento especial, estravagante y femenino, de la nunca más querrás prescindir». (Armèlle)

¿Cuándo llevar guantes?

Los guantes se pueden llevar en muchas ocasiones; durante el día al pasear por las calles, ir al trabajo, a un almuerzo, y durante la noche al salir, encontrarse con amigos o en cualquier evento como bodas, celebraciones o una invitaciones oficiales. También se pueden llevar guantes para ir a un restaurante o al teatro.

Al viajar en tren o avión y por supuesto conduciendo un coche (cuál es el origen de los llamados guantes de conducir) … o en cualquier medio de transporte público.

En ocasiones formales, a menudo existen reglas formales que recomendamos respetar ya que son parte del evento. En general, tanto los invitados como la anfitriona pueden usar guantes durante la ceremonia de recepción.

Al estrechar las manos, no se preocupe por sus guantes, no es necesario que se los quite. Es una sensación muy agradable darse la mano vestido con guantes.

¿Cómo combinar guantes?

Hay muy pocos límites para las inspiraciones, ya que la moda da mucho juego y somos libres de elegir nuestro estilo.

Los guantes se ven muy bonitos con trajes y vestidos. Los guantes le dan un toque elegante incluso a estilos deportivos o una combinación clásica de vaqueros con chaqueta.

Los guantes sin dedos y adornados se pueden combinar de manera similar a las pulseras y se pueden llevar perfectamente con anillos. Los mitones siempre son una buena opción, ya que no tienen dedos y puedes manejar todo lo que quieras sin la necesidad de quitarlos.

Los guantes sin dedos se ven bien con todo tipo de manga, sea corta o larga. Los guantes largos van mejor con mangas cortas y los guantes cortos con mangas más largas.

Los colores beige y suaves siempre se ven elegantes. Los guantes negros son fáciles de combinar y los guantes de colores llamativos dan un toque llamativo a tu atuendo.

¿Cuándo quitarse los guantes?

No es necesario quitarse los guantes sin dedos o mitones. Como accesorios marcan estilo. Incluso al tomarse un café en un restaurante o durante una reunión, pueden quedarse en las manos; estamos en los „nuevos años 20“. Quitárselos solo es necesario para protegerlos de la suciedad.

En cambio, los guantes con dedos deben quitarse al entrar así como mientras comes o bebes.

Cuando quites los guantes, colóquelos en tu bolso, no en tu regazo, para que no se pierden.

Para proteger los guantes finos, es útil tener una pequeña bolsita para guardarlos en su bolso de mano.